Según Seat y Skoda, los motores afectados son los que llevan los  vehículos diésel con motores EU5 de la familia EA189, que abarcan los motores diésel de 3 y 4 cilindros con cilindradas de 1.2, 1.6 y 2.0 litros.